¿Qué es un tremor?

    Son vibraciones volcánicas prolongadas que se relacionan con la circulación de fluidos dentro del edificio volcánico, los cuales pueden ser muy variables: magma, gases, combinaciones de gases y agua, gases y cenizas (erupciones), entre otros. Cuando los fluidos pasan por una cavidad (fisura o grieta), sus paredes vibran y transmiten energía al medio en forma de ondas elásticas (sísmicas) de muy baja energía que pueden durar desde minutos, hasta horas o días. 

    Además de los tremores existen otros tipos de sismos volcánicos:

    -Sismos tipo A ó Volcanotectónicos, principalmente asociado a la ruptura del terreno y el movimiento consecuente. 

    -Sismos tipo B: principalmente asociado a la actividad propia del volcán, debido al movimiento de gases y fluidos.

    -Sismos de explosión: asociados con erupciones volcánicas explosivas.

    -Eventos híbridos: originados por posibles fracturas de materiales frágiles a la que sigue un movimiento de fluidos.

     

    El estudio de estas señales permiten visualizar cambios en la dinámica interna del volcán durante el proceso de monitoreo.

    Fuente: MORA, M.& ALVARADO,G.E., 2001: Primer taller en actualización de Sismología Volcánica.-Red Sismológica Nacional (UCR-ICE)

     

     

    Imagen:  Tremor de la estación CVTR de la RSN ubicada en la cima del volcán Turrialba el 20 de octubre del 2015.